abril 2017

12 Abr de 2017

The gastronomic ‘boom’ in the hotel industry and its secret ingredients

In the last few years we have seen an incredible resurgence in gastronomy. on TV, in the press and with the opening of restaurants of different signature cuisines and cookery classrooms throughout Spain. It’s true that humans are somewhat driven by their stomach. What you don’t see is that behind all this enthusiasm for the kitchen, there are huge marketing efforts.

Masterchef, Topchef, Chefs a table… The list of television programmes that have given cooking mas appeal is neverending. However beyond television and the big screen exists many ideas, focused on real cooking and bringing culinary excellence to the public. These tv shows have opened up a new and exciting world for those cooking enthusiasts.

Today in this article, we want to discuss gastronomy and in particular the marketing of gastronomy in the tourism sector. How do you make catering within hotels a selling point – but still focus on the accommodation? By taking advantage of the recent popularity of cooking and by turning their kitchens into authentic classrooms for gourmet cooking.

Gastronomia del Aula de Cocina del Mencey

One of the clearest examples of this concept and marketing that has worked well is the Mencey’s Cooking Classroom. Part of the 5-star IBEROSTAR Grand Hotel Mencey. This culinary corner is a result of the use of the hotel’s chefs and it’s restaurant facilities – such as the Los Laureles restaurant or the innovative Papa Negra restaurant – to create an attractive and different experience for the guests: a place to relax and do things that your normal working day doesn’t allow you to do.

The Mencey Cookery Classroom is based around a full range of cooking courses in Tenerife that are a great way of understanding the concept of a gastronomic hotel. Not only can you eat incredibly well here but you can participate in the whole process, if you wish and learn the how to cook the traditional dishes from the Canary islands as a souvenir.

The connection with the local society has been essential in the marketing aspect: to seek the complicity of the locals, the suppliers, the producers and the gastronomic enthusiasts themselves in Tenerife who selected La Cocina del Mencey as an example of culinary excellence. Hence the celebration of regional, national and international gastronomy in its facilities and the great promotion of cuisine from Tenerife associated with its name.

The hotel has become one more attraction of this destination. Who would not want to learn how to cook and enjoy the best of Canarian cuisine during their stay in Tenerife and what better place than the Grand Mencey? The marketing work has been a success, today the fame of the kitchen classroom and its restaurants has reached far and wide and the demand is very high throughout the year. In addition to this idea, small projects like afternoon sessions are organised with cocktails on the terrace of the hotel, where they offer the most select gins and the most exquisite sushi, accompanied by music and a lively atmosphere. Is this just a fad or are there no limits for the success. At the Grand Mencey the possibilities can go as far as the imagination allows us.

12 Abr de 2017

El ‘boom’ gastronómico en la hotelería y sus ingredientes secretos

En los últimos años estamos asistiendo a un increíble resurgir de lo gastronómico. En TV, en prensa y en la proliferación de restaurantes de autor y aulas de cocina por toda España. Que al ser humano se lo conquista por el estómago no es ningún secreto, lo que sí es menos visible es que, detrás de todo este fervor de masas por la cocina, hay enormes esfuerzos de marketing invertidos.

Masterchef, Topchef, Chefs a table… La lista de programas de televisión que han convertido a la cocina en un producto de masas es interminable. Pero más allá de la pequeña y gran pantalla existen otras muchas propuestas, más centradas en la cocina de verdad, en acercar lo culinario y su excelencia a la población, la que siempre ha tenido afición por los fogones y la que, a raíz de esas fórmulas televisivas, ha descubierto un nuevo mundo apasionante.

Hoy, en este artículo, queremos tratar la vertiente gastronómica desde el segmento que nos atañe: el marketing turístico. ¿Cómo hacer de la restauración dentro de los hoteles un motivo más -sino el principal- de reserva de alojamiento? Pues trabajando el concepto desde sus más mínimos detalles, creando necesidades nuevos, abriendo campos que hasta ahora solo estaban accesibles para unos pocos, haciendo de las cocinas de los hoteles un espacio más de actividades para sus huéspedes, creando auténticas aulas para gourmets.

Gastronomia del Aula de Cocina del Mencey

 

Uno de los ejemplos más claros que ha sabido trabajar mucho esta línea de actuación y marketing es el Aula de Cocina del Mencey. Integrada en el hotel 5 estrellas IBEROSTAR Grand Hotel Mencey, este rincón culinario es el fruto del aprovechamiento del equipo de chefs del hotel, de sus espacios de restauración -como el restaurante Los Laureles o el innovador restaurante Papa Negra– para crear una propuesta atractiva y diferente para los huéspedes: un lugar donde descansar y donde aprovechar tus vacaciones para hacer lo que tus jornadas de trabajo maratonianas no te permiten.

La Cocina del Mencey nace así de la mano de un abanico completo de cursos de cocina en Tenerife que marcan un antes y un después en la forma de entender el concepto de hotel gastronómico. Aquí no solo se come de vicio sino que uno participa de todo el proceso si lo desea y, además, se lleva a casa como souvenir el saber cocinar platos del destino.

La conexión con la sociedad local en la que está inmerso el hotel ha sido, en el aspecto del marketing, algo esencial: buscar la complicidad de los locales, de los proveedores, de los productores y de los propios aficionados a la gastronomía en Tenerife ha colocado a La Cocina del Mencey como un referente. De ahí la celebración de jornadas regionales, nacionales e internacionales de gastronomía en sus instalaciones. De ahí la gran promoción de la cocina tinerfeña asociada a su nombre.

En este momento, el hotel se convierte en una atracción más del destino: ¿quién no querría aprender y disfrutar de lo mejor de la cocina canaria durante su estancia en Tenerife y qué mejor sitio que el Grand Mencey? El trabajo de marketing ha dado resultado y hoy por hoy la fama del aula de cocina y de sus restaurantes traspasa frontera y la demanda es altísima en cualquier época del año. Además, alrededor de esta idea central no dejan de crecer pequeños proyectos como las sesiones de tarde que se organizan con cócteles en la terraza del hotel, donde se juega con las ginebras más selectas y el sushi más exquisito, todo ello aderezado con música y el ambiente más animado. ¿Hay límites? Bueno, como todas las modas, si no se alimentan, se diluyen. Pero lo cierto es que las posibilidades pueden ir tan lejos como la imaginación nos permita.